28/Mayo/2022 P A CDMX: 17° EDOMEX: 14° PUE: 10° HID: 7° MOR: 22° QUER: 11° TLAX: 9° 6

Foto: Cortesía

Fractura el morenovallismo al panismo; lo tiene bajo su yugo

Fernando Pérez Corona 2017-04-03 - 07:49:07

El PAN en Puebla se ha caracterizado en lo últimos tiempos como un partido subordinado a los gobiernos emanados de sus filas y desdibujó su ideología política, lo que, de mantenerse, podría acabar con el instituto político.

El PAN en Puebla parece que está dividido en dos partes: los que apoyan a Rafael Moreno Valle y los que están en contra; sin embargo, no son partes iguales, pues la primera sigue en el poder y tiene las riendas del partido en el estado.

Jesús Giles Carmona es presidente del Comité Directivo Estatal y considera que el ex gobernador de Puebla es el principal actividad político del instituto blanquiazul, el cual confía que en estará unido en 2018 para ganar las elecciones de presidente de la República, gubernatura, senadores, diputados federales y locales y alcaldes.

El dirigente estatal considera que Martha Erika Alonso Hidalgo es de los principales activos panistas a nivel local y sabe que por ser esposa del ex mandatario es considerada como la verdadera lideresa, pese a que su cargo es de secretaría general; pero, es lamentable que está versión "falsa" sea alimentada por ex representantes blanquiazules.

Giles Carmona enciende las críticas contra Moreno Valle y hacia su gestión, más recordó que el Partido Acción Nacional (PAN) no carece de "roces disidentes", lo que trata de corregirse con diálogo, trabajo cercano a la sociedad y la militancia, además de siempre mantener las puertas abiertas.

“No hay cacería de brujas”

Desde su perspectiva, la unidad "depende de todos sus militantes" y subrayó que los procesos en trámite ante la Comisión Auxiliar Estatal de Orden y Justicia para analizar la expulsión de 73 militantes no realiza una "cacería de brujas", pues sustenta su investigación y análisis en que no apoyaron al abanderado blanquiazul, José Antonio Gali Fayad y, por el contrario, optaron por otra opción.

Y, efectivamente, la primera fractura tangible sería este proceso de expulsión, como consecuencia de haber respaldado la candidatura independiente a gobernadora de Ana Teresa Aranda Orozco en 2016.

Tras darse a conocer este proceso, hubo militantes que demandaron a su dirigencia detener las expulsiones y llamaron a que se inicie una mesa de diálogo para evitar la división.

El movimiento autodenominado Unidad Panista, que encabeza Miguel Ayllón Villegas, criticó que la dirigencia estatal haya entregado una lista de nombres al Instituto Electoral del Estado (IEE), para ubicar a quienes presuntamente apoyaron a Aranda Orozco.

Para el funcionario municipal poblano en el término de Eduardo Rivera Pérez (crítico del morenovallismo), más que las bajas de sus compañeros, sería necesario que el CDE conozca de esos panistas sus razones para apoyar otra alternativa, sin amenazas, con plática, pues hay muchos que caminan casa por casa en las campañas, reparten y colocan propaganda.

“El PAN aplica justicia selectiva en Puebla”

Desde las entrañas blanquiazules admiten problemas internos, más, desde fuera, esta situación ya no se puede ocultar; la senadora y ex candidata a gobernadora de Tlaxcala, Adriana Dávila Fernández, consideró el PAN aplica justicia selectiva en Puebla, no sólo por tratar de expulsar militancia, sino también quieren castigo para Rivera Pérez, quién está acusado de dañar al erario por más de 400 millones de pesos.

En su opinión, la dirigencia estatal panista es incongruente, al iniciar procedimientos sancionadores contra 73 militantes “de a pie” y no sanciona a quienes operaron en 2012, para otros candidatos que no eran panistas;

Cabe recordar que Dávila Fernández careció  de la operación política de Moreno Valle, quien prefirió a la candidata perredista, Lorena Cuéllar Cisneros; al final, esa elección tlaxcalteca fue ganada por el priista Marco Antonio Mena.

Sobre el particular, el ex dirigente estatal panista, Juan Carlos Mondragón Quintana, también advirtió la incongruencia blanquiazul, pues Moreno Valle conformó con algunos panistas el partido Compromiso por Puebla en 2012 y negoció con el líder nacional Gustavo Madero que no habría sanciones; "por eso no procedimos", dijo en entrevista con e-consulta.

"En ese contexto me parece increíble que en una situación mucho menor como fue el apoyo a una candidatura independiente, hoy se esté procediendo, además de manera muy burda”.

Los panistas pierden disciplina: Hernández

Por su parte, el catedrático de la Universidad Iberoamericana, Juan Luis Hernández Avendaño, consideró que los conflictos internos panistas difícilmente sanarán para 2018; es más, señaló que los panistas han perdido la disciplina que los caracterizaba, desde su fundación, y ahora los grupos internos son cada vez son más marcados.

Para rematar, el PAN se ha caracterizado en lo últimos tiempos como un partido subordinado a los gobiernos emanados de sus filas, como en Puebla, donde el gobernador prácticamente se asemejó al PRI y desdibujado su ideología política, lo que, de mantenerse, podría acabar con el instituto político.