31/Octubre/2020 P A CDMX: 21° EDOMEX: 18° PUE: 10° HID: 7° MOR: 25° QUER: 11° TLAX: 9° 6

Foto: Cortesía

Se estanca el panismo; impera el conformismo

Pedro Morales 2017-04-03 - 08:17:39

Tlaxcala dejó desde hace mucho tiempo de ser laboratorio político para los aspirantes presidenciales; sin embargo, Ricardo Anaya y Rafael Moreno Valle, le apuestan a esa tesis.

El Partido Acción Nacional en Tlaxcala se enfila rumbo al 2018 para sumarse al mejor postor; con la particularidad de que los panistas tlaxcaltecas a diferencia de las tribus del PRD o las organizaciones corporativas del PRI, han creado su versión de  “organizaciones gruperas”.

Así, con humor, los cuadros destacados asumen su división para identificar a los grupos que deberán aglutinarse ante los aspirantes a candidatos a la presidencia de la República, para al menos sentirse tomados en cuenta.

Cabe destacar que los fundadores del PAN en Tlaxcala ya se murieron o se han retirado de la política, a los llamados “panistas de la vieja guardia” los han retirado mediante la dolorosa marginación del reparto de cuotas.

Todo ha ocurrido durante el matriarcado que inició con el arribo de la apizaquence Adriana Dávila Fernández, quien desde esa escandalosa bienvenida en la campaña que le dio a Felipe Calderón en Santa Ana Chiautempan, todo ha marchado a su conveniencia.

Así, desde ese entonces, Dávila Fernández y sus seguidores se han apropiado poco a poco de los comités municipales y de los consejeros, situación que ha causado ruptura y división entre los panistas.

Adriana Dávila se ha colocado en dos ocasiones como la candidata “más fuerte”, para contender por la gubernatura, pero su presunto liderazgo y arrastre de multitudes no se ha visto reflejada en las urnas.

Incluso en cada contienda electoral ha colocado con calzador a sus incondicionales y hasta se apoderó del Comité Estatal, al colocar a golpe de consejeros a su presidente incondicional Carlos Carreón Mejía.

Una historia de persecución

En Acción Nacional se tienen visibles antecedentes como el hecho de que Juventino Sánchez de la Vega, fuera presidente del primer Comité Regional de Tlaxcala, en 1956. En ese entonces, los primeros panistas fueron perseguidos, amenazados e incluso encarcelados.

Los primeros intentos fundacionales se realizaron en las ciudades de Tlaxcala y Apizaco, sin embargo no fructificaron tales intentos, a pesar de haberse constituido un Comité Regional.

Al entrar en la década de los 60´s, nuevamente se retoma la intención de refundar al PAN en el estado de Tlaxcala, por lo que Comité Ejecutivo Nacional comisiona y envía para dicha tarea a Jesús García Ortiz.

El trabajo de Jesús fue posible gracias al apoyo y al trabajo de Sebastián Barranco, distinguido apizaquence, fundador del PAN en los gloriosos días patrios de 1939.

Así fue como tuvo lugar el nuevo nacimiento del Partido, el día 9 de mayo de 1964.

Los primeros triunfos electorales

En 1976, José Carmen Montiel Corona, se convirtió en el primer presidente municipal panista del estado de Tlaxcala, presidiendo el ayuntamiento de Cuaxomulco, mismo que llevaba siete alcaldes de extracción panista.

Interrumpidos solo en una ocasión, en que ganó el PRI por única vez, pues el PAN sigue hasta el presente gobernando el municipio, cumpliendo en el año 2003, 28 años como municipio panista. A José Carmen Montiel le sucedieron en la presidencia municipal: Fernando Salado Ramírez e Isaac Corona Montiel.

En 1977, Emiliano Velázquez Montiel, se convierte en el segundo diputado local plurinominal panista, quien al fallecer fue sustituido por Ricardo Barraza.

Su primera participación en elecciones de gobernador del estado se da en 1980, siendo Catalina Jiménez de López, su primera candidata a la gubernatura y por lo tanto, hasta ese tiempo, una de las pocas mexicanas en todo el país, postulada como candidata a tan alto puesto de elección popular.

En ese mismo año, integra la L Legislatura local por parte del PAN, José Guadalupe Vázquez Ahuactzi, como Diputado plurinominal.

En 1983, Pedro Martínez Cosme, se convierte en diputado local plurinominal por el PAN.

Al finalizar la década de los 80´s, Luis González Pintor encabeza nuevamente la restructuración del Partido, presidiendo el Comité Directivo Estatal durante siete años, de 1988 a 1995. En 1989, Raúl L. Rodríguez García, es diputado local plurinominal por el PAN.

En 1991, el PAN obtiene su primer diputado federal por la vía plurinominal, en la persona de Luis González Pintor, mismo que en 1994 logra ser, el primer senador panista tlaxcalteca.

Ambos cargos obtenidos, siendo Presidente de la estructura estatal.

En 1992, por primera vez Acción Nacional alcanza dos diputados locales plurinominales, a través de Miguel Castillo Ruíz y Roberto Texis Badillo.

En 1994, Arturo Quiroz Preza, se convierte en el segundo Diputado federal panista por Tlaxcala.

A Luis González Pintor, le sucede en la presidencia del CDE, Roberto Texis Badillo, de 1995 a 1998.

En 1995, Acción Nacional ganó las presidencias municipales de Calpulalpan, Noemí Galán Hernández, Apetatitlán, Lauro Reyes Ramos, Tlaltelulco, Germán Morales Morales, Tetlanohcan, Eliseo Sánchez Mendieta y Coaxomulco, Armando Montiel Cervantes.

Además ganó cuatro diputaciones plurinominales, y hasta el momento el máximo número de diputados locales encabezados por Humberto Morales Rojas, José Luis Sánchez Jiménez, Marcial Ramírez Espinoza y Jesús Peña Cocoletzi.

Tomás Degante Arenas gana la presidencia del CDE en 1998, misma que tuvo que entregar en 1999, pues no concluyó su periodo al no haber sido ratificado como presidente del CDE por el CEN.

En 1998, solo se ganaron los ayuntamientos de Nopalucan con Alejo Nazario de la Rosa y Huatzinco, Jaime Cuapio Guzmán, refrendando nuevamente en Coaxomulco. Bertín Cervantes González y tres diputaciones locales plurinominales.

Fueron diputados: Norberto Aguila Sánchez, Felipe Flores Pérez e Irma de los Santos León, quien es así, la primera mujer panista tlaxcalteca que alcanza un escaño en el Congreso local.

Tales diputados, son los primeros panistas en llegar a presidir la Mesa Directiva del Congreso, teniendo como logro haber impulsado una agenda legislativa cuyo eje fue la reforma integral de la Constitución Política del estado de Tlaxcala, aprobada por unanimidad.

Durante los periodos de Luis González, Roberto Texis y Tomás Degante, la vida interna del Partido estuvo dominada por múltiples tensiones internas que llevaron a la expulsión de buen número de panistas activos.

El PAN por fin gobierna Tlaxcala

En 2004 gana como gobernador postulado por el PAN: Héctor Israel Ortiz Ortiz, siendo diputados locales: Germán Morales Morales, Distrito V. Simón Díaz Flores, Distrito XI. Leopoldo Toache García.

En el Distrito XIII. José Félix Solís Morales. Rodrigo Javier Ortega Salado. Pedro Tecuapacho Rodríguez y Presidentes Municipales: Jorge Roldan Pérez, Hueyotlipan. Constantino Vicente Quiroz Pérez, Ixtacuixtla. León George Matlalcuatzi, Tlaltelulco. Guillermo Cabañas Téllez, Nativitas.

Isidro Varela Meneses, Huactzinco. Felipe Flores Pérez, Nopalucan. Germán Hernández Tlahuitzo, Tenancingo y Delfino Suárez Piedras, Tetla, se destaca en la página oficial del PAN en Tlaxcala.

Todo estaba preparado para que Julián Velásquez Llorente sucediera a Héctor Ortiz Ortiz -como el candidato del PAN a la gubernatura-, pero Adriana  Dávila Fernández se le impuso a Felipe Calderón.

El grupo orticista reaccionó a través de Perla López Loyo; sin embargo, pudo más el dedazo de Calderón a favor de Dávila Fernández. Si en verdad Ortiz Ortiz hubiera querido perpetuarse en el poder otros seis años más, hubiera impuesto a toda costa a Julián Velásquez Llorente, pero esa no era la indicación.

Cuando viene la designación de Adriana Dávila como candidata, 30 por ciento del orticismo abandonó al PAN y regreso a las filas del PRI.

Por eso a Adriana Dávila no le alcanzaron las canicas para competir contra un político de toda la vida, por lo que es derrotada por Mariano González Zarur y por más de 20 mil votos de diferencia.

Cambian los escenarios

A partir de abril del 2017, en Tlaxcala los escenarios cambiarán radicalmente para el panismo local, porque no solo Adriana Dávila empezó a perder gas ante sus competidores, sino que éstos, empezaron a despegar por cuenta propia.

El panismo se dividió en tres, el circo azul será de tres pistas, el escenario central estará regido por Margarita Zavala, a sus costados irán Ricardo Anaya, ahora impulsado por Carlos Carreón y el ex gobernador poblano, Rafael Moreno Valle, respaldado por Aurora Aguilar y la diputada federal Minerva Hernández.

Tlaxcala dejó desde hace mucho tiempo de ser laboratorio político para los aspirantes presidenciales, pero a pesar de ello, Ricardo Anaya y Rafael Moreno Valle, le apuestan a esa tesis, son de memoria corta, pues se les olvida que desde hace más de tres años, Adriana Dávila les tiene tomada la medida y en esta ocasión no será la excepción, y eso Margarita Zavala lo sabe también.

Por las divisiones de las “ondas gruperas”, en Tlaxcala el PAN está acabado electoralmente, vive su matriarcado y padece los resultados, aunque panistas y perredistas ubican a Tlaxcala como bastiones, sin tomar en cuenta que desde hace más de un sexenio les arrebataron al poder.

Aunque este círculo vicioso de los resultados electorales ubica en su realidad al PAN y PRD en terceros y cuartos lugares en la preferencia electoral de los tlaxcaltecas, quienes son testigos de que la realidad es que el PRI nunca ha dejado de gobernar y menos el poder.