06/Diciembre/2022 P A CDMX: 16° EDOMEX: 10° PUE: 10° HID: 7° MOR: 20° QUER: 11° TLAX: 9° 7 y 8

Foto: Cortesía

Ciudadanos, un mito en la vida interna de los partidos

Pedro Morales 2017-06-26 - 07:25:51

En Tlaxcala no hay siquiera la intención por erradicar el dedazo que le ha cerrado la puerta a la democracia, lo que da como resultado que lleguen al poder políticos mañosos que solo van por las dietas, prerrogativas y presupuestos

De cara al proceso electoral federal del 2018, en Tlaxcala ya asoma su rostro el dedazo para la designación de candidatos a senadores, diputados federales y por única ocasión, reelección o elección de diputados para la LXII Legislatura local.

Tal y como ha quedado de manifiesto en los dos procesos electorales más recientes en la entidad, los procesos de selección que los partidos políticos definen para elegir a sus candidatos a los poderes Ejecutivo y Legislativo federal muestran la casi nula relación que buscan establecer con la ciudadanía.

Dos factores son definitivos en la selección interna de los partidos, los liderazgos que imponen su ley o en el otro escenario se hace evidente que en Tlaxcala algunos institutos políticos son negocios familiares.            

La mayor parte de ellos se reserva la decisión como propiedad partidaria, al cerrar la puerta a una elección democrática de candidatos ya que los métodos que se aplican son por encuestas, convención de delegados o supuestamente por designación directa de su Comité Ejecutivo Nacional.

En el PRD-Tlaxcala se llega al absurdo de que la popularidad y no el proyecto político sea el que defina quienes habrán de competir por las izquierdas, bajo el principio de que se mantengan juntos.

Debido a que los liderazgos de los aspirantes tienen mayor peso que la militancia, el acuerdo ha sido realizar dos encuestas a población abierta, para que quien obtenga la mayor intención del voto sea ratificado como candidato o candidata.

En el PAN se reedita la versión del dedazo, los aspirantes y la comisión de elecciones acuerdan que las candidaturas queden en manos de los militantes y adherentes.

Se alista el dedazo tricolor

Tras la elección interna de presidente y una espera por casi dos meses, Florentino Domínguez Ordoñez “El Profe” fue ungido finalmente como nuevo presidente del Comité Directivo Estatal del tricolor en Tlaxcala.

Fue acusado de “traidor”, porque en tiempos de Héctor Ortiz le dio la espalda al PRI, incluso hasta se convirtió en funcionario orticista en el sector educativo, pero aunque violó los estatutos lo perdonaron.

Descartó que el PRI se encuentre en alguna situación crítica o adversa que obligue a su nueva dirigencia a tomar decisiones respecto a su estructura, ya que “el partido está en excelentes condiciones, estamos trabajando en la parte de tender puentes de comunicación con todos los actores políticos, afortunadamente el PRI tiene bastantes y amplios liderazgos, por eso el presidente del partido está en la fase de contacto con los liderazgos del partido”.

Lo cierto es que la disputa es fuerte entre los hombres encaramados en el poder, por un lado se menciona el no tan ansiado retorno de la ex embajadora de México en Brasil, Beatriz Paredes, quien a toda costa busca los reflectores en el Senado o en San Lázaro.

Pero también hay pugna entre ex funcionarios como los que integran el actual gabinete de Marco Mena donde se mencionan los nombres del titular de la Sefoa, José Luis Ramírez Conde.

También del titular de la Secte, Noé Rodríguez Roldán y de la diputada federal con licencia y flamante secretaria de Gobierno, Anabel Alvarado Varela. De ahí para abajo también quieren ex funcionarios, ex diputados locales y hasta ex alcaldes.

Dedo azul en Acción Nacional

Los panistas tlaxcaltecas han sido rehenes desde tiempos del calderonismo, la senadora Adriana Dávila Fernández y sus huestes se apoderaron de los comités municipales y del estatal, para hacer y deshacer de prerrogativas y candidaturas de campaña.

La política apizaquense ha logrado su objetivo de sembrar la división y la discordia, al grado de que no deja pasar a nadie y a grito abierto dice que “la tercera es la vencida” y que “ya le toca” ser gobernadora de Tlaxcala.

Luego de que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) desechara el juicio promovido por el grupo de Aurora Aguilar Rodríguez para la renovación del Comité Directivo Estatal (CDE) del Partido Acción Nacional (PAN), la Comisión Permanente Estatal determinó solicitar al Comité Ejecutivo Nacional (CEN) una prórroga para que Carlos Carreón Mejía continúe al frente del albiazul, dejando a Adriana Dávila las candidaturas para 2018.

 Será hasta que el CEN sesione y determine el tiempo que ampliará el periodo para que el "adrianista", Carlos Carreón siga manejando el CDE, con lo que prácticamente la senadora estaría "llevando mano" para la designación de quienes serán candidatos a las diputaciones locales, federales y senaduría para las elecciones del próximo año.

Dedo amarillo zombie en el PRD

Los perredistas de Tlaxcala caminan con la mirada perdida, sin futuro ni ilusiones cuales zombies de la política moderna, tras perder sus liderazgos se han refugiado en las chozas de sus tribus para buscar el poder perdido.

Siguen representadas al final de un tormentoso periodo de dirigencia estatal con  Manuel Cambrón Soria, quien llevó a sus candidatos, incluida a la de a gubernatura Lorena Cuéllar por el camino de contundente derrota.

Tras los resultados, por vulnerar los estatutos del PRD al favorecer a la corriente Nueva Izquierda, Mejores Cuentas y, de paso, imponer a su esposa Nancy Islas Solís como candidata, ex abanderados del sol azteca solicitaron formalmente a la Comisión Nacional Jurisdiccional la destitución de Juan Manuel Cambrón Soria como presidente del Comité Ejecutivo Estatal (CEE) perredista.

Peje-dedazos en Morena

Definitivamente en Tlaxcala la presencia de MORENA se encuentra convertido en el patio trasero de PRI, PAN y PRD, así lo demuestra la “suma de voluntades” que significa recibir a cartuchos quemados que ya no engañan a nadie, ni encuentran acomodo en ningún lado.

Andrés Manuel López Obrador líder nacional de MORENA; continúa convirtiendo el organismo en un coto de poder para su familia ya que designó a su tercer hijo como líder de MORENA en el Estado de Tlaxcala.

Gonzalo López tiene 24 años y su padre le encomienda la conformación de 513 comités en el estado de Tlaxcala.

Estas acciones de AMLO son criticadas en las redes sociales pues es evidente que si tuviera más hijos, les daría las direcciones de MORENA en todo el país, dejando en claro que no le importa apoyar a la gente de la sociedad que le sigue, sino mantener sus cotos y parcelas de poder para su familia y sus amigos.

En MORENA se anotan los nombres por ejemplo de José Antonio Álvarez Lima, de las ex candidatas a la gubernatura Lorena Cuéllar Cisneros y Martha Palafox, quienes a toda costa quieren una candidatura.

La lista es larga, sobre todo por las expectativas que despertó el partido en la reciente elección en la CDMX, sin embargo se vislumbra que “el dedito” de AMLO, será el que parta y reparta las candidaturas en Tlaxcala.

Deditos oportunistas

Fuera de los grandes partidos es muy difícil que algún otro de los otros institutos políticos con registro local o nacional logren solos el triunfo en Tlaxcala, por eso desde ahora ya se activaron con la renovación de sus dirigencias.

En este escenario, el Partido del Trabajo (PT) en Tlaxcala celebró el Congreso Estatal Ordinario en donde se renovaron cuatro comisiones que estarán al frente de la dirección del partido por los tres siguientes años y que afrontarán las elecciones locales y federales del 2018.

El presidente del Partido Alianza Ciudadana (PAC), Serafín Ortiz Ortiz tomó protesta al nuevo comité en el municipio de Tlaxcala, en donde afirmó "políticos nos miran con envidia" porque cada vez más se suman cientos de tlaxcaltecas al proyecto del partido.

En el zócalo capitalino de Tlaxcala, donde la capital fue el vigésimo municipio en el que llevan a cabo la re credencialización del PAC, por lo que el mensaje de Serafín Ortiz fue en contra de la mala política.

Primero sorpresa y luego enojo causó entre la mayoría de integrantes de la dirigencia estatal del Partido Encuentro Social (PES) la decisión de su presidente nacional, Hugo Eric Flores, de sustituirlos de manera unilateral de sus cargos para entregárselos a quienes fueron candidatos de esta fuerza política en los comicios del año pasado.

De tal forma que no hay siquiera la intención por erradicar el “dedazo” que en Tlaxcala le ha cerrado la puerta a la democracia, lo que da como resultado que lleguen al poder políticos mañosos que solo van por las dietas, prerrogativas y presupuestos.

Para para satisfacer sus intereses personales, de grupo o sectarios y lo que menos les interesa es sacar a generaciones de tlaxcaltecas del ancestral rezago social y en todos los órdenes a los que han sido sometidos por la clase política en el poder.


Noticias relacionadas