30/Enero/2023 P A CDMX: 17° EDOMEX: 12° PUE: 10° HID: 7° MOR: 20° QUER: 11° TLAX: 9° 5 y 6

Foto: Internet

Explosión urbana en Tlaxcala

Pedro Morales 2016-07-04 - 08:22:39

El problema para los gobiernos de los 60 municipios de Tlaxcala, lo representa principalmente las unidades habitacionales del Infonavit, ya que son pequeñas ciudades con una población que supera a las comunidades que integraban originalmente a los municipios.

En los albores de un nuevo milenio, Tlaxcala se ubica entre las entidades federativas con una creciente demanda de vivienda, las condiciones de pasar de un Estado eminentemente dedicado a la producción agrícola a uno semi industrializado en menos de cincuenta años, tiene alto costo para las familias tlaxcaltecas.

Esto representa que las condiciones laborales han cambiado drásticamente en la última década; de tal forma que ahora para la clase trabajadora, principalmente para los obreros, es casi imposible acceder a una vivienda de interés social por varios factores, entre ellos la edad para conseguir trabajo y contraer un crédito para vivienda pagadero en 20 o 30 años ante Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit).

Esto se deriva de la forma de contratación en las empresas mediante trabajo eventual de tres meses o un mes, para evitar que las y los trabajadores adquieran antigüedad, porque que representa el pago de conquistas laborales que de alguna manera fortalecían el ingreso familiar.

Esta situación se agudiza por la modalidad del polémico tema del outsourcing que es la subcontratación de servicios laborales, donde se incorporan una serie de condiciones que constituyan el objeto principal de la empresa.

Incluso, se determina que se considera doloso que el patrón utilice esta figura para simular salarios y prestaciones menores o se trate de impedir el ejercicio de sus derechos individuales o colectivos

En muchos casos la suspensión de la relación laboral hace impagables los créditos, la falta de empleo obliga a los jefes de familia a emigrar al extranjero, luego la jefa de familia sigue sus pasos, así las familias se desintegran y nadie se ocupa de cubrir el pago de la hipoteca de una vivienda.

Por otro lado la atomización de la tierra que de parcela ejidal pasó a ser pequeña propiedad, es otra de las causas por las que se agota la reserva territorial para la construcción de la vivienda, lo que explica que en Tlaxcala los grandes fraccionamientos con multifamiliares se construyan en lugares donde hay graves carencias de agua potable, drenaje y seguridad.

Este fenómeno hace crisis en los municipios importantes como Apizaco, Tlaxcala capital, Huamantla, Chiautempan, Zacateco y en la zona oriente en Huamantla, Cuapiaxtla lo mismo que en Tlaxco o en la zona sur de San Pablo del Monte o Calpulalpan y Nanacamilpa.

Elevado el número de viviendas abandonadas

Dentro de un diagnóstico de casa abandonada que realizó el Infonavit, se determinó que en Tlaxcala existe un alto número de inmuebles que se pretende recuperar y rehabilitar para resignarse a nuevos derechohabientes.

Los registros del Instituto indican que en la entidad existen 2 mil 500 casas abandonadas en distintos municipios; por ello el instituto busca convenios con los ayuntamientos que permita un trabajo mancomunado para la recuperación de los inmuebles que serán rehabilitados mediante el programa “Vive” y vendidas mediante subastas.

Los municipios que más presentan este problema son Apizaco, Tlaxcala, Huamantla, Tetla, Yahuquemecan y Tzompantepec y las razones para que el trabajador decida abandonar el inmueble van desde la migración, problemas de salud, desinterés en la vivienda y complicaciones en pagos.

En el 2013, el Infonavit recuperó 206 viviendas, y mediante convenios con ayuntamientos e instituciones, la meta es que para agosto de este 2016, se recuperen 500 más.

El boom de la vivienda en Tlaxcala

Hace 10 años, cuando se entrevistaba o conversaba con autoridades de Tlaxcala en materia habitacional, atinaban en decir que sus gobernados no tenían interés en comprar vivienda en desarrollos habitacionales, que preferían construir por su cuenta y en terreno propio.

En la actualidad esa visión ha cambiado. Las actuales autoridades se han abierto y comprometido para que los habitantes de ese estado aspiren a los programas de vivienda social que se promueven desde el gobierno federal.

Sólo este año se prevé una derrama económica por más de 18.2 millones de pesos en créditos y subsidios para la adquisición de una solución habitacional, a partir de la firma del Primer Addendum a la Carta de Adhesión del gobierno del estado de Tlaxcala, al Convenio de Coordinación en Materia de Vivienda de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu).

Este acuerdo permitirá que la población no afiliada, como jefas de familias, jóvenes y campesinos accedan a programas específicos, es el caso de vivienda en autoproducción asistida.

Con el Addendum se colocará 6.9 millones de pesos en subsidios por parte de la Comisión Nacional de Vivienda (Conavi) y cerca de 6.3 millones de pesos más, que corresponderán al apoyo del gobierno del estado de Tlaxcala.

De manera simultánea, a los recursos que aporte el gobierno estatal, y al monto de subsidio que será otorgado por la Conavi, se suman las aportaciones de los beneficiarios y el financiamiento correspondiente.

Se generará una derrama económica de 18.2 millones de pesos, de acuerdo con cifras proporcionadas en el marco de una gira de trabajo por esta entidad y a la que asistieron la titular de la Sedatu, Rosario Robles Berlanga, de la Conavi, Paloma Silva de Anzorena y el gobernador de la entidad, Mariano González Zarur.


Noticias relacionadas