27/Septiembre/2022 P A CDMX: 18° EDOMEX: 18° PUE: 10° HID: 7° MOR: 24° QUER: 11° TLAX: 9° 7 y 8

Foto: Notimex

Puebla, vive la peor catástrofe natural de los últimos 17 años

Redacción 2016-08-15 - 08:30:44

La negligencia gubernamental contribuyó a que la desgracia alcanzará niveles catastróficos. 37 muertos hasta el cierre de la edición de Megalópolis, miles de damnificados y daños materiales, sobretodo en viviendas e infraestructura carretera.

El 6 de agosto la Sierra Norte de Puebla amaneció con la peor tragedia del estado en por lo menos 17 años, tras una lluvia que azotó el municipio de Huauchinango durante 24 horas.

El paso de la tormenta Earl provocó una serie de daños materiales, sobre todo derrumbes en tramos carreteros de la región, dos puentes quedaron colapsados sobre el río Necaxa. También se reportaron cortes intermitentes de energía eléctrica.

En Huauchinango se registró una lluvia de 265.5 milímetros acumulados durante 24 horas, lo cual significa casi la totalidad de precipitaciones de un mes.

De acuerdo con el comunicado oficial, en la cabecera municipal se registraron deslaves en las colonias La Joya, Guadalupe, Aurora y La Cumbre.

Ahí murieron 13 personas, 7 menores y 6 adultos. También se reportó un adulto fallecido sobre la carretera.

En Xaltepec, junta auxiliar del municipio de Huauchinango, se desgajó un cerro sobre la comunidad, causando la muerte de 11 personas, 8 menores y 3 adultos.

Luego del desastre, la Coordinación Nacional de Protección Civil de la Secretaría de Gobernación emitió una Declaratoria de Emergencia para los municipios de Puebla afectados por las lluvias de los días del 5 y 6 de este mes; con esta acción se activan los recursos del Fondo para la Atención de Emergencias (Fonden).

Negligencia del gobierno que encabeza Rafael Moreno Valle

El director del Sistema Estatal de Protección Civil, Jesús Morales, pasó por alto las recomendaciones de Marco Antonio Parra Cota, director del organismo de Cuenca Golfo-Centro de la Conagua, para tomar medidas preventivas por la fuerza con la que golpearía la tormenta Earl la Sierra Norte.

Documentos de la dependencia federal, en poder de Megalópolis, comprueban las alertas que se emitieron el miércoles 3 y viernes 5 de agosto, al director del Sistema Estatal de Protección Civil, Jesús Morales.

Incluso, Marco Antonio Parra Cota, director del organismo de la Cuenca Golfo-Centro de la Conagua, recomendó a dicho funcionario estatal tomar las acciones preventivas correspondientes para evitar muertes.

La primera alerta fue a 3 días y la segunda a 24 horas de que se registrara la tragedia en la Sierra Norte, sobre todo en los municipios de Huauchinango, Tlaola y Xicotepec de Juárez.

En dichas demarcaciones hasta el momento se han contabilizado, de manera oficial, 37 muertos, la tragedia más grande en Puebla en los últimos 17 años.

Incluso, el presidente municipal de Huauchinango, Gabriel Alvarado Lorenzo, señaló que solo le informaron del riesgo mediante reportes de Conagua y no de Protección Civil del estado.

Peña Nieto: no a la rentabilidad política de la tragedia humana

Luego de recorrer la zona de desastre de Huauchinango, el presidente Enrique Peña Nieto fue tajante en su mensaje: “yo siempre he sido enemigo de sacar rentabilidad política de la tragedia humana, y creo que este es un hecho que no está para que busquemos, nadie, encontrar algún tipo de rentabilidad política”.

Aseguró que Puebla fue la entidad más afectada por Earl y Javier y pidió a los funcionarios del gobierno federal atender a las familias afectadas, apoyar en la reconstrucción de viviendas que resultaron parcial o totalmente afectadas y acelerar la infraestructura que resultó dañada.

En Huauchinango, uno de los municipios que resultó afectado por los fenómenos meteorológicos Earl y Javier, conoció las acciones que realizan las distintas dependencias del gobierno federal, en coordinación con autoridades estatales, para restablecer cuanto antes las condiciones de normalidad.

Antes de su arribo, mandatario federal realizó un sobrevuelo por la zona afectada.

Luego de escuchar los reportes sobre las afectaciones y las acciones que se llevan a cabo en la Sierra Norte, Peña Nieto dio instrucciones a los titulares de las distintas dependencias federales para acelerar el proceso de reconstrucción, en coordinación con el gobierno estatal.

Asimismo, apoyar en la reconstrucción de viviendas que resultaron parcial o totalmente afectadas y acelerar la rehabilitación de la infraestructura que resultó dañada.

Desde el albergue, el presidente de la República pidió a los funcionarios que no utilicen la tragedia humana para aumentar su rentabilidad política.


Noticias relacionadas