07/Febrero/2023 P A CDMX: 20° EDOMEX: 14° PUE: 10° HID: 7° MOR: 21° QUER: 11° TLAX: 9° 7 y 8

Edomex: escenarios electorales complejos

Fernando Maldonado
Parabólica
2017-03-06 07:16:43

El escenario preelectoral en el Estado de México se ha convertido en uno de los laboratorios más interesantes de la lucha por el poder público en este país, en medio de un contexto complejo que lo hace extraordinariamente especial.

Una creciente demanda ciudadana por la limpieza de la cosa pública, con un fuerte reclamo por poner freno a los abusos en el manejo del dinero de los contribuyentes, presumibles actos de corrupción, impunidad y una justificada exigencia por la insensibilidad de los gobernantes.

A este caldo de cultivo que alimenta en buena medida el nuevo discurso antiestablishment hay que añadir la coyuntura particular que viven al menos tres de las cuatro fuerzas dominantes en el escenario mexiquense, en la ruta por la disputa electoral en cuatro meses más.

Las dirigencias del  PRI, PAN y PRD son las que más tiempo y dedicación han puesto a sus respectivos procesos, en donde no ha estado ausente la lucha abierta de los grupos internos para colocar a sus mejores cuadros, con apenas un mínimo de margen para sanar heridas.     

De suyo complejo, el plan de ruta de cada uno de estos partidos políticos han debido añadir una nueva variable: la irrupción de Morena y su líder nacional, Andrés Manuel López Obrador. Factor único de decisión en la vida partidaria de esa nueva oferta electoral, el tabasqueño ha cosechado una aprobación creciente entre la franja inferior de la pirámide social, por mucho la más amplia.

En el Estado de México convergen fuertes intereses políticos y económicos. El más notable de ellos, el del presidente Enrique Peña Nieto que lleva como abanderado a su primo hermano, Alfredo del Mazo Maza.

El PRI en ese territorio es poderoso aún, sin embargo enfrenta un descrédito general por el desgaste por el uso del poder. Factores exógenos e internos han colocado al partido del Presidente en una posición delicada pues el ciudadano promedio culpa a sus dirigentes de males persistentes día a día: insuficiencia en el ingreso, falta de seguridad, inobservancia al estado de derecho, impunidad.

En las últimas horas el dirigente nacional, Enrique Ochoa Reza debió cambiar drásticamente lo que parecía una decisión tomada para llevar a la dirigencia del sector popular a un militante del pasado para atender urgencias del presente: el ex gobernador de Oaxaca, José Murat. En su lugar irá Arturo Zamora, cuyo perfil es menos discutible que el del oaxaqueño.

En otro frente de batalla, la candidata de Acción Nacional, Josefina Vázquez Mota que llega a esa posición con el apoyo de los grupos doctrinarios anunció que será ella misma su coordinadora de campaña. Cualquier iniciado en las artes de la guerra electoral sabe que esa decisión sólo puede significar una señal: hay desconfianza en la ex candidata presidencial respecto de sus correligionarios. La apuesta es difícil porque la dinámica de una campaña política requiere método, concentración y esfuerzo físico. Coordinar y hacer campaña al mismo tiempo, casi nunca ha dado un resultado favorable, dice la praxis.      

En el PRD las cosas parecen empeorar. Al anuncio del coordinador de los senadores, Luis Miguel Barbosa Huerta de apoyar en 2018 al líder nacional de Morena, se han sucedido en cascada acontecimientos que lo debilitan de cara al proceso que viene.

Las abiertas aspiraciones de dos de sus gobernadores por competir por la candidatura presidencial en 2018, Graco Ramírez de Morelos; y Silvano Aureoles, de Michoacán. Las tribus internas en abierta pelea parecen haber olvidado una máxima en la lógica política: antes del 2 está el 1. Las elecciones de este año primero, y después lo demás.

Por si no fuera suficiente, la cancelación del proceso interno de este fin de semana para elegir a su candidato resta confianza, deficitaria de por sí, y lo coloca a un tramo vertiginoso por las pugnas entre los equipos de los competidores. Algunos analistas verán en este nuevo episodio el epígrafe del último capítulo en la historia del partido que llegó a ser la fuerza más importante de la izquierda en México. 


images/diario/201807/portadadiario.47.201807.jpg

2023-02-07